| Empezó juicio por muerte de tres parejas en accidente de tránsito

Del susto se tomó medio litro

Las familias de las tres parejas fallecidas en un accidente de tránsito en San Zapote de La Cruz, Guanacaste, están esperanzadas en que el juicio que empezó ayer termine con una pena justa en los Tribunales de Liberia.

“Mi tía lo único que quiere es que se haga justicia por esto, ella quedó con los dos hijos de los fallecidos y también quiere que le den alguna indemnización pensando en el futuro de ellos, no por ella”, dijo Olivia Vanegas, prima de Mónica Zúñiga, quien junto con su esposo Junior Arias murieron el 12 de enero del 2013.

En el bombazo también fallecieron Manuel Torres Cháves, de 28 años (conductor del carro), y su esposa Elisa Jirón Aburto, de 20 años. Además Gilbert Cruz Sánchez, de 28 años, y su esposa Vanesa Arias Alegría, de 34 años (hermana de Junior)

Éstas seis personas perdieron la vida después de que el carro en que viajaban chocó de frente contra un tráiler, cargado de piedras, que los embistió tras invadir el carril contrario y que terminó sobre el carro. Las familias solicitan cerca de ¢750 millones en indemnizaciones por el daño moral y material por la pérdida de sus hijos.

Se defiende

El trailero de apellidos Chaves Valle declaró que la causa del accidente no fue que él iba conduciendo en estado de ebriedad, sino que el vehículo donde viajaban estas seis personas iba zigzagueando y al tratar de evadirlo volcó su traileta y arrolló el carro.

“Yo he sufrido por esto, mi madre ha sufrido, no me dejaron ni siquiera darle el pésame a esas familias por lo sucedido porque inmediatamente quedé en prisión ”, dijo Chaves.

La prueba de alcohol dio 1,92 por litro de sangre, lo permitido es 0,75. El trailero comentó que las pruebas salieron positivas ya que al pasar el accidente entró en una crisis por el volconazo del tráiler y de todo lo que tenía que pagar, entonces se tomó medio litro de whisky que andaba.

Testigos y exámenes que se les hicieron a las víctimas indicaron que el chofer fallecido, y los demás ocupantes, también habían consumido licor, el conductor no tenía licencia, llevaba una persona de más en el carro, y además estaba sin permisos de circulación.

El debate continuará hoy con la declaración de más testigos.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Teja: Del susto se tomó medio litro