| Guerrillero armado hasta los dientes

“Quemado” agarró a polis a manazos

Al ver que los agentes del OIJ entraban a la choza, a Marcos Arce, conocido como “Quemado”, no le quedó de otra que agarrar a los “polis” a manazo limpio.

El hombre, de 46 años, estuvo atrincherado en la casa, en calle Tibasito, en Tibás, desde la mañana del lunes, donde voló bala e hirió al constructor nicaragüense Gerardo Ramírez, quien salió del “hospi” el lunes en la noche.

Durante 30 horas los agentes no pudieron convencer a Arce de que se entregara y decidieron allanar la casa el miércoles a las 9:30 p. m.

El hombre quedó aturdido por unas granadas que le tiraron que hacen bulla y lanzan una luz tipo “flash”, explicó Francisco Segura, director del OIJ.

“El sospechoso opuso resistencia física. Los oficiales del SERT lo sometieron a la impotencia”, agregó Segura.

Le decomisaron 1.019 municiones de diferentes calibres, así como tres pistolas 9 milímetros, un revólver .38, una carabina, una escopeta y cargadores; así como marihuana y una punta de cocaína.

“Estaba armado, era peligroso e incluso tenía antecedentes por agresión contra sus padres, se trató de negociar pero no hubo respuesta”, concluyó Segura.

“Quemado” fue llevado al hospital Calderón Guardia para su valoración y luego a la fiscalía, donde lo acusan de tentativa de homicidio por dispararle al constructor y por resistencia agravada.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Teja: “Quemado” agarró a polis a manazos