| Autoridades buscan a otro menor víctima de mujer

Pueblo indignado por supuesto abuso

Una comunidad de Osa está indignada por el caso que se destapó el jueves pasado cuando, un menor de 10 años, confesó a una oficial de la Fuerza Pública que era víctima de abuso sexual por parte de su madre. Los vecinos, de este lugar de la zona sur, aprovecharon la oportunidad para pedir a la Policía que lleve el asunto hasta las últimas consecuencias.

El chiquito está en el hospital Tomás Casas recibiendo atención sicológica.

Agentes del OIJ y personeros del PANI también están tratando de dar con otro menorcito, también de 10 años, quien al parecer desde hace algunas semanas se fue del barrio. El asunto es que el chiquito que hizo la denuncia aseguró que su mamá no solo le hacía cosas feas a él sino a otro compañerito de la escuela.

El niño presuntamente abusado pasó varios días diciendo que estaba embarazado, lo que llamó la atención de la maestra quien pidió ayuda y se destapó el asunto.

Las autoridades informaron ayer que la mamá sospechosa todavía no ha sido detenida pues están recabando más información.

Los vecinos de la familia del menor comentaron que están muy asombrados por lo sucedido pues nunca sospecharon nada.

El PANI se está encargando de velar por la atención del niño.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Teja: Pueblo indignado por supuesto abuso