| Incendio los dejó sin nada cuando SALIEROn a votar por SOLÍS

Luisgui festeja y ellos sufren

La pareja que perdió su casa el domingo pasado cuando se dirigían a votar por Luis Guillermo Solis, volvió a cargar pilas para levantar de nuevo el techito.

El fuego arrasó con la humilde la casita de don Henry Artavia y su compañera Isolina Rojas en el precario Meco, un kilómetro y medio al norte del hospital de San Carlos, en Alajuela.

Las llamas se desataron 10 minutos después de que salieron de la vivienda hacia la escuela de barrio Cedral, a donde se dirigían para votar por “Luisgui”.

Cuando iban de camino los vecinos les avisaron del incendio, por lo que se devolvieron para rescatar algo de las pertenencias.

Sin embargo, el fuego no pudo quitarles las ganas de votar y luego de ver los daños doña Isolina se fue de nuevo para la escuela a cumplir su deber cívico. Horas después lo hizo don Henry.

Se quedaron sin nada. Doña Isolina está muy preocupada ya que su hijo Wilman, de 14 años, está en octavo año y se quedó sin útiles para poder estudiar.

“Nos sentimos desesperados porque si alguien no nos da posada mientras conseguimos resolver nuestro problema tendremos que dormir al aire libre”, dijo con angustia la mujer.

Su compañero Henry pretende volver a levantar el ranchito, pero para ello necesita 18 láminas de zinc, cemento, tablilla, madera y clavos.

El incendio dejó sin casa a otras tres familias que, al igual que Artavia y Rojas, necesitan ayuda.

Si usted desea colaborar con ellos puede llamar al 6228-5930, o presentarse directamente en el lugar donde ocurrió el incendio.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Teja: Luisgui festeja y ellos sufren