| OIJ allanó casa y decomisó carro de sospechoso

Cae por crimen de empresario

Un costarricense de origen oriental, de apellido Chang, cayó en manos de los agentes del OIJ por ser el sospechoso del crimen del empresario Jonathan Lázaro Vargas Brenes.

Oficiales de la delegación de Tres Ríos, Cartago, vigilaron la noche del viernes la casa de Chang, en Pinares de Curridabat, y ayer la allanaron a las 6 de la mañana.

Un Hyundai Tucson quedó decomisado y sellado, pues las autoridades presumen que en este carro fue donde se vio por última vez al empresario.

Chang fue pasado a la fiscalía de Tres Ríos y al cierre de edición se mantenía en audiencia a la espera de medidas cautelares.

Seis días desaparecido.Vargas era el dueño de dos tiendas de venta de celulares y electrodomésticos en San Pedro y San José.

El viernes 23 de mayo fue la última vez que fue visto con vida.

Pasado el mediodía, Vargas salió de su tienda en San José para reunirse con un tal “Chino” con quien mantenía negocios.

En apariencia y de acuerdo con las primeras informaciones que mantiene el OIJ, Vargas mandó mensajes de texto a algunos de sus familiares y les dijo dónde estaba y con quién.

Después de eso no hubo más mensajes.

Vargas no llegó a dormir a la casa, situación que alarmó a sus seres queridos. La familia presentó la denuncia de desaparición el sábado 24 de mayo.

El miércoles 28 de mayo el cuerpo del empresario fue localizado en Bella Vista, en Dulce Nombre de La Unión, Cartago.

Le pegaron un tiro en la cabeza y lo dejaron a dos kilómetros de la casa, en Concepción de La Unión.

Deuda.Autoridades manejan la versión de que un socio de Vargas lo había estafado con $11 mil.

Supuestamente, esa persona le dijo que le traería celulares para la venta, pero no fue así.

Vargas en apariencia se molestó y el socio lo que hacía era exigirle más plata.

La víctima

Jonathan Vargas Brenes

32 años, era el dueño de dos tiendas de venta de celulares.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Teja: Cae por crimen de empresario