| exigían 300 “melones” para dejarlo vivo

Bichos iban a cortar dedos a secuestrado

Al profesor universitario de apellido García le cortarían los dedos uno por uno y se los mandarían a la familia si no pagaba la recompensa de 300 “melones” que exigían unos secuestradores.

Así lo declaró un hermano de García, de quien no se publica el nombre por razones de seguridad y según lo dispuso el Tribunal Penal de Goicoechea.

El pariente explicó que las primeras llamadas extorsivas las recibió el 28 de febrero del 2012, día que lo secuestraron.

“Sabía que mi hermano iba para una casa en Sabanilla que tenía para alquilar, llegué hasta la casa y las puertas estaban abiertas, luego recibí una llamada en la que me decían: ‘Si tengo que mandarle la mano se la mando’..., pero nosotros no teníamos acceso a esa cantidad de plata”, dijo el hombre frente a los jueces Sergio Quesada, Ericka Calvo y Adriana Tenorio.

El testigo contó que aquel día recibió una segunda llamada, cerca del mediodía en la que logró escuchar la voz del hermano.

Dijo que en medio del temor de que le mataran al ser querido se presentó el 1.° de marzo del 2012 a la sección de Delitos Varios del OIJ, pero los investigadores le dijeron que el hermano estaba en sanas condiciones, pues había logrado escapar. “No entendía qué había pasado ni la manera como lo había hecho”, comentó.

Afirmó que los secuestradores dijeron conocer cosas de la familia y que tenían muchas propiedades que habían obtenido mediante engaños, algo que el hombre negó en el tribunal.

El debate continúa hoy a las 8:30 de la mañana con el testimonio de judiciales que trabajaron en la investigación del caso.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Teja: Bichos iban a cortar dedos a secuestrado