| Hombre sobrevivió a descarga eléctrica

Fe apagó el dolor del fuego

Edwin Chaves León, de 64 años, recuerda como si fuera ayer cuando tenía 32 años.

El 14 de junio de 1982 tuvo el cuerpo envuelto en llamas porque tocó un cable primario de 12.800 voltios.

Este palmareño de nacimiento sufrió el accidente mientras comenzaba a bretear en la hojalatería. Cuenta que estaba colocando una canoa en un techo cuando ocurrió la desgracia.

“Cuando desperté estaba en el hospital, no sabía qué me había pasado, los médicos decían que no había manera de recuperarme porque tenía quemados la espalda, los brazos, las piernas y el pecho; incluso, los tendones”, recordó. Solo oír eso da dolor.

El día del accidente andaba puesta una cadena de oro que se fundió y le quedó marcada en la piel.

Don Edwin permaneció internado en el hospital Carlos Luis Valverde Vega, de San Ramón, durante dos meses y fue él quien pidió que le dieran la salida.

“Ya estaba cansado de estar en el hospital, estaba muy confiado que saldría adelante y tenía muchas ganas de volver a trabajar en lo mismo, en lo que ya tenía experiencia”, dijo.

Don Edwin se recuperó en seis meses y después volvió a su brete con toda tranquilidad.

Actualmente se desempeña en la misma profesión y dice que esa dolorosa anécdota no es motivo para tenerle miedo a vivir.

Eche pal’ saco

1¿Quién lo apoyó durante el tiempo que estuvo mal ?

2¿A qué se aferró?

3¿Qué mensaje les da a las personas que pasan una situación igual?

Isabel Arias Fernández, ella es mi esposa y fue mi compañera de lucha. Es una gran mujer, es enfermera y con sus conocimientos y amor supo cuidarme y ayudarme a sanar las heridas.

A la Virgencita de los Ángeles; confiaba en que todo iba a salir bien y que me iba a recuperar. Yo le decía a ella que intercediera por mi salud y así fue.

La oración y la fe son las principales armas para luchar. La vida es un regalo de Dios que debemos valorar y aunque pasen estas circunstancias debemos afrontarlas. Dios nos da el valor para luchar por nuestros seres queridos.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Teja: Fe apagó el dolor del fuego