| Honores en Uvita de Orotina a Juan Pablo II

De una vez patrono

La iglesia católica de Uvita de Orotina se convirtió ayer en la primera comunidad del país que tiene como su santo a Juan Pablo II.

La Uvita, por varios años fue una diaconía cobijada por la Santísima Trinidad como patrono del pueblo, pero hace pocos meses los jerarcas de la Iglesia les notificaron a los feligreses que debían escoger un santo como su patrono.

Tras varias reuniones los habitantes presentaron una terna: San Gerardo, La Virgen de la Medalla Milagrosa y en aquel momento el beato Juan Pablo II. Tras una votación unánime se escogió a Juan Pablo II, canonizado este domingo junto a Juan XXIII.

A las 10 de la mañana de ayer una fotografía del nuevo santo encabezó una romería de casi un kilómetro junto a los santos de otras comunidades vecinas: San Martín de Porres (La Trinidad); San Antonio (Cascajal) y La Virgen de los Angeles (La Ceiba).

El sacerdote Ronald Solera, de Orotina, presidió la misa en la que se dedicó la iglesia a Juan Pablo II.

“Estamos sumamente alegres, pues somos la única parroquia en Costa Rica con este santo como su patrono”, manifestó Angelita Jinesta, ministra eucarística.

Tras la misa, los habitantes continuaron con varias actividades como venta de comidas y la visita a un recinto con fotografías, recortes de periódicos, todos relacionados con el nuevo santo.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Teja: De una vez patrono