| Frenan entrada de frijoles porque vienen llenos de tierra

Nos sacan los rojos de la boca

El frijol rojo está metido en una bronca que haría que suba de precio o escasee.

Los miembros de la Asociación Nacional de Industriales de Frijol (Anifri) están chivas porque no están dejando pasar los furgones cargados con frijol rojo por la frontera con Nicaragua.

Según comentó Alejandro Monge, director ejecutivo de Anifri, el Servicio Fitosanitario les está diciendo que el producto viene con tierra y palos y así no puede pasar al país.

El problemón es que Tiquicia depende de la importación del frijol rojo de Nicaragua, porque solo producimos el 20% de lo que consumimos. Con el frijol negro la situación es parecida, pero la gran mayoría se importa de China.

Monge sostiene que todo se debe a una mala interpretación de la ley fitosanitaria porque durante muchos años el frijol ha ingresado con las condiciones en que se trae actualmente. Según él, se permiten impurezas y palitos hasta cierto límite y de acuerdo a si es de primera o de segunda calidad.

Según los industriales el Servicio Fitosanitario se vino con los tacos de frente y están con la idea de tolerancia cero a la tierra, lo cual afectó a 20 de sus furgones desde enero hasta la fecha.

Anifri representa a marcas como frijoles Don Pedro, Tío Pelón y Tierniticos y existe otra agrupación con otras marcas.

Monge reclamó que no permitan fumigar el producto para dejarlo entrar en lugar de rechazarlo. “Es una medida extrema y desproporcionada”, indicó.

Cumplimos la ley. Marco Alfaro, jefe del Departamento de Control Sanitario, aseguró que ellos lo que hacen es cumplir la ley tal como está aprobada desde hace más de 15 años.

La ley indica que los productos de este tipo deben cumplir los requisitos, es decir, deben estar libres de tierra porque pueden traer hongos y bacterias.

“Nosotros tenemos la obligación de aplicar la norma, si alguien no la aplicó anteriormente es una falta grave”, sostuvo Alfaro de forma tajante.

Agregó que estas restricciones no son nuevas porque el año pasado le pasó algo similar a la papa que se importaba de la Yunái.

Recalcó que con una fumigación el problema no se resuelve, entonces lo que les queda es cumplir las exigencias.

La Teja contactó al presidente ejecutivo del Consejo Nacional de Producción, William Barrantes, pero nos dijo que ellos no tenían vela en ese entierro. Indicó que en caso de que los precios suban o haya escasez, se debe buscar el producto en otro país.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Teja: Nos sacan los rojos de la boca