| Escazuceña ganó 3-2 a san carlos y voló a la final

Juventud encantó a los norteños

Con la ilusión que solo pueden dar las ganas de jugar en la Primera División, Juventud Escazuceña salió inspirado y le dio el tiro de gracia a San Carlos para clasificarse a la final del Clausura en la Liga de Ascenso.

Los 90 minutos dejaron como resultado un triunfo brujo ajustado por 3-2; sin embargo el global en la serie es tajante con un 6-3 para los escazuceños.

La fanaticada local también pagó con la misma confianza y abarrotó las gradas del estadio Nicolás Masís, en Escazú.

De esta forma, el equipo brujo fue el que presionó siempre por liquidar el negocio, sin conformismos, aunque estaba arriba en la serie gracias al 3-1 que se trajo del Carlos Ugalde, en San Carlos.

Los propios jugadores de los Toros del Norte reconocieron después de la mejenga que el rival jugó siempre “como un equipo que quiso estar en una final”.

Como sin ganas. En contraste, los rojiazules entraron demasiado cautos y conservadores, ignorando que eran los que estaban obligados a darle la vuelta a la serie si querían hacer algo.

Salvo los incursiones de Cristian Carrillo, el jugador más peligroso de los sancarleños, el resto lucía temeroso y al final eso les salió muy caro.

Desde el inicio los escazuceños llevaron la iniciativa. Ganaron mucho con la sociedad de los jugadores Richard Castañeda y Sebatián Sánchez.

El primero inquietó arriba y el segundo movió la media cancha.

Frente a un San Carlos dejado, los muchachos de Luis Fernández Texeira aprovecharon y clavaron el primero a los 26 minutos. Lo hizo Mauricio Ayales.

Aunque se jaló buenos tapadones, el portero sancarleño Bryan Zamora fue el villano porque se vio mal en los dos primeros goles de los brujos.

El primero fue un remate que no iba tan duro al primer palo y el segundo, a los 45 y obra de Castañeda, era un balón que se le fue por debajo del cuerpo en un tiro libre desde el costado derecho.

A San Carlos se le escapó la serie por su pésimo primer tiempo en el que nunca supo ponerse tú a tú con el rival.

Después de la primera mitad el global era 5-1, lo que dejaba las acciones liquidadas y con poco chance de reacción a los toros.

Si la impresión era de serie liquidada, el 3-0 de los escazuceños gracias al tanto de Johnny Chacón, a los 57, fue para cortar rabo y orejas. La cuesta era muy grande y muy pesada y lo peor es que no se notó la reacción norteña.

Muy tarde. Lo que parecía poco probable sucedió y fue la respuesta sancarleña, más por orgullo que por pelear la vida en la serie.

Sin embargo, ya para cuando San Carlos se despabiló, el doblete de Cristian Carrillo era apenas para maquillar un resultado.

Los pepinos del delantero, a los minutos 70 y 78 minutos, al menos sirvieron para ponerle emoción al final de la mejenga.

Esta reacción fue un jalón de orejas para los escazuceños sobre cómo se complicó una serie que estaba muy tranquila y al final se les afeó con los descuidos.

Esta será la primera vez que Escazuceña juege la final de la Liga de Ascenso, la cual deberá ganar para jugar contra As Puma por la gran final nacional.

Anoche, al cierre de edición, jugaban As Puma contra Guanacasteca la otra semifinal.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Teja: Juventud encantó a los norteños