| OIJ sigue limpiado Guácimo después de la manifestación de los vecinos

Caen cuatro por balear a “Quijada”

Los vecinos de Guácimo siguen felices por los buenos resultados que les trajo la manifestación que hicieron el martes en la noche,para pedir paz y seguridad en el cantón.

Sobre todo cuando se enteraron que ayer el OIJ volvió a dar otro golpe a un grupo de delincuentes de la zona.

Los bichos están relacionados con una tentativa de homicidio cometida contra un hombre de apellido Romero, de 24 años, y a quien le dicen “Quijada”.

El informe del OIJ detalla que el pasado 4 de febrero, a las 10:50 p.m., Romero regresaba a la casa, en el barrio Los Geranios de Guácimo, cuando fue interceptado por dos de los detenidos, quienes le dispararon en la pierna, en la nalga, en la pelvis y en el brazo para después darse a la fuga.

A pesar de que lo dejaron como un coladero, la víctima fue estabilizada en el hospital de Guápiles.

A raíz de esa balacera, los agentes allanaron ayer cuatro casas donde detuvieron a tres hombres de apellidos Selva, de 22 años; Magcarthy, de 46 y alias “Negro Magcarthy” y Arias, de 21 años. También se detuvo a una mujer de apellido Blandón, de 27 años.

A Magcarthy, quien sería el líder, lo capturaron en una casa ubicada en Guácimo centro.

A él le decomisaron televisores, una refrigeradora, una lavadora y una pistola calibre 9 mm que tenía en las manos cuando entraron los agentes a detenerlo.

Trascendió que Magcarthy fue absuelto por la muerte de un hombre ocurrida en el barrio Las Palmitas de Guácimo el año pasado.

Por su parte, a Selva lo pescaron en el barrio Canadá de Guácimo, donde la Policía descubrió una caja de herramientas con ropa camuflada, pasamontañas y armas tipo escopeta calibre 12, pistolas 9 mm, y municiones.

Se confirmó que la escopeta era propiedad de un finquero asesinado en la noche de pasado 25 de diciembre en Guácimo.

A Blandón se le detuvo en barrio Las Aralias, donde se decomisaron unos celulares y ropa.

Las autoridades allanaron también una casa en el barrio Los Colegios de Guácimo, pero el sospechoso, de apellido Arias y conocido como “Mango”, no se encontraba en ese momento.

Sin embargo, en horas de la tarde una llamada anónima alertó a los oficiales que el sospechoso estaba en una choza en el centro de Guácimo y ellos le cayeron de sorpresa.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia La Teja: Caen cuatro por balear a “Quijada”